El estado de Swisspain

Pue sí, he decidido independizarme de España (aunque siendo catalán eso sea algo previsible), de Europa e incluso de Suiza para crearme mi estado propio donde yo sea el rey y el presidente. 

Así que antes de empezar a decir lo que mis súbditos deben hacer por decreto ley, voy a analizar el estado de la nación. Porque un buen dictador no legisla sólo en su propio beneficio sino en el de su propio partido.

Suban, estrujen, bajen: zapfig kalt – mucho frío

A quién quiero engañar, si nadie me hace caso en mi casa cómo voy a montarme mi propio país…

Para pañales se agradece cualquier contribución aquí.

Escucha este podcast en tu app favorita

Dejar un comentario